Sophia Lacayo: Ortega, ilegítimo y misógino compulsivo

Sophia Lacayo.

*Sophia Lacayo. Daniel Ortega es un cobarde, su historial político no es el de un dictador como los que hemos tenido en Latinoamérica, (con algunos ilustrados como los Somoza) en la propia Nicaragua, sino la de un tipo descarado, criminal, narcotraficante, tramposo, desleal hasta con sus propios compinches de partido, el terrorista Frente Sandinista de Liberación Nacional FSLN, pero además, es un misógino. En efecto, el no siente más que placer obsceno con las mujeres que ha violado, desde su propia hijastra hasta tantas otras a quienes machista y enfermizo de poder, las ha poseído; pero lo peor que ha hecho, es que recientemente tras la derrota insolvente de su mamarracho electoral, llamó “hijas de perra” a todas las madres nicaragüenses, refiriéndose a los presos políticos y ex precandidatos presidenciales, desde la mandataria Violeta de Chamorro hasta la más humilde de las madres de nuestra patria, por lo que se merece un escupitajo en su cara de parte de todas las madres y mujeres de la tierra de Rubén Darío, Rafaela Herrera y Jose de la Cruz Mena, luego la cárcel y sus días de pago ante la justicia por tantas fechorías.

Daniel Ortega es ilegítimo, lo es desde 1979 cuando usurpó el poder, los nicaragüenses debemos estar más que claros y conscientes que la tal revolución sandinista, jamás fue parte de un Estado de Derecho, desde el principio cometió errores graves y ofensivos hacia la institucionalidad del país, desde esa época comenzaron los abusos de Poder, las confiscaciones, los “ajusticiamientos” como ellos le decían a sus asesinatos, como lo que cometió el Che Guevara en Cuba, y las confiscaciones. Es penoso decirlo, pero muchos nicaragüenses se plegaron a esa “revolución”, que no fue más que una estafa política y que no ha dejado nada, pero nada, en beneficio del pueblo. Porque si vienen ellos los sandinistas a decir que sí han hecho carreteras y hospitales, es para que en los años de gobernar que lleva el Dictador, el país entero este lleno de escuelas, carreteras y hospitales.

Leer también: Dueño de los canales 2, 10 y 11 aliado del dictador Daniel Ortega será procesado por falsedad y estafa

Digo esto, porque es hora de revisar tantos expedientes económicos, de ingresos, de donaciones, de aportes y préstamos de la Comunidad Financiera Internacional, desde 1979 a la fecha actual, y son millones y millones los que el mundo entero le ha dado a Ortega, que lamentablemente se han perdido en el fracaso de un modelo socialista comunista tropical, que nunca fue bueno y que tanto desgaste ha conllevado a la economía nacional.

Y digo que es misógino, porque lo es y porqué debería ser doblemente encarcelado y extraditado, pues sus crímenes ante la institucionalidad y ante las flagrantes violaciones a la ley y al Estado de Derecho, sólo le merecen la condena y la cárcel.

Según el diccionario global Wikipedia, misógino es odio a la mujer, es la aversión, “el desprecio o el odio hacia las mujeres. Se le considera como el homólogo sexista de la misandria. La misoginia puede manifestarse de diferentes maneras, que incluyen denigración, rechazo, discriminación y violencia contra la mujer…”, y estas acciones con las que Ortega ha demostrado contra la mujer nicaragüense, desde Zoilaamerica Narváez, su hija adoptiva después de su matrimonio oficial con Rosario Murillo, dolosamente llevado a cabo por el Cardenal Miguel Obando y Bravo. Pero el al igual que el nefasto comandante Tomas Borge, y otros, han violado y se han acostado con las mujeres que han querido bajo el usufructo del Poder que han tenido, hoy día superan los testimonios sobre este particular.

También: Lista de presos políticos va en aumento: Opositora Sam Jirón está desaparecida

Me quedé sorprendida cuando leí las memorias políticas de Moisés Hassan, ex sandinista y crítico de ellos desde hace varios años, cuando comenta los abusos sexuales de los comandantes al acostarse con las mujeres que querían, no importándoles quienes eran y con qué “supuestos” compañeros de lucha, estaban ellas comprometidas. De esa estirpe está Daniel Ortega, un violador en cadena, desenfrenado y asqueroso. No por sus atributos de caballero o de político, sino de vulgar violador de la libertad del pueblo de Nicaragua y amante torcido, de mujeres que no has conquistado como todo hombre normal, sino por la fuerza de sus pistolas.

*La autora es Comisionada, empresaria y emprendedora. Nicaragüense de origen y actualmente activista social contra la dictadura de Daniel Ortega y directora del programa “Empodérate”. Radica en Miami, Florida. 11/12/21.

Comentar esta noticia

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *