En esa época Nicaragua experimentó un retroceso económico extremadamente crítico
Presidente del Cosep, Michael Healy.

El presidente del Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep), Michael Healy, afirmó que el proyecto de ley de Regulación de Agentes Extranjeros viene a ser un claro retorno a los años ´80, cuando el sandinismo inmerso al país con la fuerza de las armas en una cruel guerra civil innecesaria.

“Nos preocupa, estamos regresando a los ´80. Es una ley totalitaria, confiscatoria y puede crear un caos gigantesco en el país, vamos a buscar todas las herramientas para defendernos de este tipo de leyes”, manifestó.

Trajo a la memoria que, en una campaña electoral pasada, muchas organizaciones apoyaron la capacitación de los fiscales de los diversos partidos políticos.

La administración del dictador Daniel Ortega “no nos ha enseñado voluntad, más bien se aleja de una solución a la crisis sociopolítica y de la pandemia”, refirió.

Las empresas vinculadas a la gremial y las cámaras del Cosep también resultan ser afectadas con esa ley, porque “tenemos programas de apoyo a los más necesitados, que trabajamos con organizaciones y si no están de acuerdo (el Gobierno), pueden hasta hacerle juicios a estas organizaciones”.

“Nos vamos a pronunciar sobre este tema, se trabaja en una posición del Cosep y analizamos acciones tanto nacionales como internacionales. Es preocupante, viene a abonar más los problemas, con el acoso fiscal y la iniciativa de ley contra el odio”, añadió.

Es un “yugo sobre el cuello y en vez de buscar acercamiento para la solución de los problemas, desgraciadamente lo que estamos viendo es un alejamiento a la solución”, añadió. Healy hizo el llamado al Gobierno a detener la propuesta y evitar cualquier tipo de ley semejante.

El presidente del Cosep dijo que no le preocupa el tema de la reforma electoral, porque al respecto ya se logró un consenso sobre el tema entre las fuerzas opositoras que integran a la Coalición Nacional.