La Arquidiócesis de Managua presentó un comunicado en donde llama a los feligreses católicos a conmemorar la llegada de Santo Domingo de Guzmán a la capital desde sus hogares y evitar la conglomeración de personas, ante los elevados riesgos a la vida ante un posible contagio del coronavirus.

“Ante la presencia de la Covid19 en Nicaragua, como Iglesia, junto al Papa Francisco y los Obispos de la Conferencia Episcopal, reafirmamos una vez más: ‘la vida por encima de todo’. Nuestra oración y cercanía con los que sufren, los enfermos, los difuntos, las familias que lloran por sus seres queridos, con los que arriesgan sus vidas para garantizar con su trabajo diario, los servicios y productos esenciales, así como también con aquellos que, generosamente se encuentran en la primera línea de esta pandemia que todos afrontamos”, indica la Arquidiócesis.

Recomienda “conmemorar todas las festividades patronales en la Arquidiócesis de Managua desde nuestros hogares como iglesia doméstica en este tiempo de crisis sanitaria producto de la pandemia: haciéndolo con la devoción y la creatividad de nuestro amor a cristo”, agrega.

En EL HERALDO compartimos el llamado de la Iglesia Católica de Nicaragua…