Carlos Bonilla, concejal de la alcaldía de Managua por el Partido Liberal Constitucionalista (PLC), dijo que la comuna capitalina tiene que practicar una mayor austeridad en sus gastos y una mejor inversión de sus recursos, donde se incluyen los gastos en los adornos navideños en las siete rotondas de Managua y ciertas avenidas principales.

Según Bonilla, el gasto de una municipalidad en estado de insolvencia, que tildó de exorbitantes y que tiene el propósito de querer dar «una apariencia de normalidad que no existe».

Además de la drástica caída de las recaudaciones, la Alcaldía de Managua y ENATREL están colocando unos 50 mil bombillos en la decoración navideña, lo que ocasionarán un gasto solo en energía eléctrica de dos millones de córdobas en los meses de noviembre y diciembre.

La decoración e instalación de por sí tienen un valor de entre 7 y 10 millones de córdobas. En total se podrían gastar 12.5 millones de córdobas en la temporada, estimó.