El ministro de Defensa de Venezuela, Vladimir Padrino, manifestó que los militares no aceptarán “a un presidente impuesto a la sombra de oscuros intereses”, después de que el jefe del Parlamento, el opositor Juan Guaidó, se autoproclamara en una gigantesca marcha, apoyada por opositores, chavistas, policías sublevados y militares, presidente interino.

“El desespero y la intolerancia atentan contra la paz de la nación. Los soldados de la patria no aceptamos a un presidente impuesto a la sombra de oscuros intereses ni autoproclamado al margen de la ley”, dijo el funcionario a través de su cuenta de Twitter.

En el mismo mensaje agregó que la Fuerza Armada defenderá la Constitución y será “garante de la soberanía nacional”.

Los dichos del ministro son un apoyo al dictador Nicolás Maduro, a quien la plana mayor de la Fuerza Armada ya había aceptado como su comandante en jefe hace casi dos semanas, y vienen el mismo día que la oposición realizara el mayor acto de desconocimiento a la legitimidad del mandatario.

Juan Guaidó, el joven que preside el Parlamento, se autoproclamó presidente del país ante la presunta “usurpación” de la primera magistratura que tiene Maduro.

Maduro, en tanto, dijo que los órganos de justicia del país deben “actuar apegados a la ley” después de la autoproclamación de Guaidó.

“Le toca a los órganos de justicia actuar apegados a la ley y a los códigos de Venezuela, ya ese es un tema de la justicia para preservar el Estado, el orden democrático y la ley venezolana”, dijo Maduro ante simpatizantes a las puertas del palacio presidencial de Miraflores.