Es bien conocido por todo nicaragüense que el régimen sandinista utiliza armas de guerra letales contra manifestantes desarmados, pero que andan con banderas azul y blanco, un par de lanza morteros y el duro coraje y deseo de alcanzar un país libre del tirano orteguista.

Policías sandinistas fuertemente armados con armas de guerra letales contra civiles desarmados en Masaya. El dictador Daniel Ortega dice que son opositores de su gobierno, sin embargo llegaron a ese lugar en una caravana de camionetas policiales y paramilaitares con banderas de partido FSLN que salieron desde Managua. Cuando se fueron dejaron muertos, desaparecidos y secuestrados.

El sandinismo, liderado por el dictador Daniel Ortega y Rosario Murillo, emplean armas de francotiradores Dragunov de origen rusas, con una precisión de hasta 800 metros, con un viaje hasta los mil 200 metros, según fuentes de expertos.

Los paramilitares sandinistas andan estas armas como si se tratara de armamento normal y común para evitar una manifestación, las utilizan para asesinar a civiles desarmados, y eso no lo dice El Heraldo, sino centenares de reportes.

El sandinismo ha asesinado más de 448 personas en sólo 90 días, y secuestrado a centenares, según la ANPDH y otros organismos de derechos humanos.

A continuación un interesante reportaje realizado por la periodista de Univison, Tiffani Roberts, quien habla sobre las Dragunov, en diversas ocasiones han sido las responsables de asesinar civiles inocentes, según autopsias privadas y médicos de hospitales.