Hermano de adolescente ahogado en Laguna de Masaya dice que el cuerpo tiene golpes y brazo quebrado

Mientras la policía sandinista se limita a afirmar que se ahogó

El hermano del adolescente Marcos Rogelio Calero Espinoza, que estaba desaparecido desde el pasado lunes 9 de septiembre y fue descubierto muerto el pasado miércoles en la Laguna de Masaya, denunció que el cadáver tenía golpes en varias partes e incluso un brazo lo tenía quebrado.

“(Tenía) la parte de la frente hundida y varias cortadas o como sin carne, en los tobillos”, aseguró Eduardo Calero. “Mi corazonada es que le hicieron algo”, manifestó.

El adolescente, de apenas 14 años, y que llevaba tercer año de secundaria en la escuela Modelo de Monimbó, fue sustraído por unos pescadores de la zona la mañana del pasado miércoles.

Su hermano, de 19 años, contó que le enviaron una foto del cadáver flotando en la laguna, por lo que él y otro hermano llegaron al bajadero de Las Cruces y reconocieron el cadáver por dos cicatrices: una en la frente y otra en el pie izquierdo.

La policía sandinista se limita a decir que el joven se ahogó en la Laguna, sin brindar más información al respecto, a continuación el comunicado completo de la institución…

“La Policía Nacional hace del conocimiento del Pueblo de Nicaragua resultados de investigaciones relacionadas al fallecimiento del adolescente Marco Rogelio Calero Espinoza, de 14 años de edad, reportado a la Policía Nacional como desaparecido por su progenitora el día martes 10 de septiembre, cuyo cuerpo fue encontrado en el bajadero de las Cruces, Laguna de Masaya, ayer miércoles 11 de septiembre a las 10:30 de la mañana.

Realizada autopsia por el Instituto de Medicina Legal se emitió dictamen médico postmorten con número de registro F-336, ayer miércoles 11 de septiembre, por la médico forense, doctora Ángela Lucía Abdalah Centeno, concluyendo que la causa del fallecimiento del adolescente Marco Rogelio Calero Espinoza es por sumersión (ahogamiento), examinado el cuerpo no presenta signos de violencia.

El cadáver del adolescente Marco Rogelio Calero Espinoza, fue entregado a su familia para su cristiana sepultura.

Policía Nacional expresa sus condolencias y solidaridad con la familia por esta lamentable pérdida.

Nuestra institución reitera su compromiso de continuar trabajando para fortalecer la seguridad de las personas, familias y comunidades”.

Comentar esta noticia

Your email address will not be published. Required fields are marked *