El empresario turístico José Ángel Granados decidió cerrar su hotel Villa Jiquilit, ubicado en las costas del Municipio de Tola del Departamento de Rivas, el pasado siete de septiembre, como una manera de sumarse al paro nacional, en demanda de la libertad de los presos políticos.

Empresario turístico José Ángel Granados.

Pero no esperaba que esa acción patriótica lo llevaría a las celdas de Auxilio Judicial conocidas popularmente, como “El Chipote¨ según testigos a eso de las cuatro de la tarde llegaron un grupo de ocho policías acompañados de cinco paramilitares, quienes entraron de manera violenta buscando a Granados.

Al localizarlo en el segundo piso de su establecimiento los armados comenzaron a golpearlo hasta dejarlo inconsciente a pesar de las súplicas que hacía su mamá Angélica Centeno, quien pedía a gritos que lo soltaran.

Un reconocido luchador de la democracia

José Ángel Granados es uno de los miles de nicaragüenses que lucha por conquistar la democracia en Nicaragua, actualmente es concejal del municipio de Tola al haber participado, como candidato a alcalde por el partido Ciudadanos por la Libertad en las pasadas elecciones nacionales bajo la casilla 15.

Desde su cargo como vicepresidente departamental CxL en Rivas, ha participado en las protestas cívicas en su Municipio de Tola en demanda de justicia y democracia.

La dirigencia de Ciudadanos por la Libertad exigió una vez más la libertada para Ángel Granados quien solo se unió al paro nacional al igual que centenares de grandes y medianos empresarios de todo el país.